Este cuadro conecta con el abismo de la materia que yace en lo más profundo de la Tierra en forma de fuego, tal y como se ve en la pintura y por ese motivo se produce una cierta inquietud al mirarlo porque nos recuerda a nuestra propia esencia ígnea a la que no nos atrevemos a entrar.

Lo primero que se observa cuando te dejas llevar por la energía de luz de la obra, es que en ese espacio sin explorar es necesario abrir  la puerta para que se muestre lo que hay detrás de ella, que en este caso se trata de una nueva forma de ver la vida, más acorde con la energía que se desprende de la obra.

La materia de luz que hay detrás de la pintura nos pide el reconocimiento de la parte más sagrada de nosotros a la que aún no hemos visto nacer por falta de conocimiento de cómo sería la vida con ella.

Lo que te pretendo enseñar es a vivir la vida desde el punto de vista del espíritu al que no has dejado  manifestar y te propongo que te dejes llevar por mí para enseñarte a ejercer tu poder y a despertar el don de la clarividencia si te decides a llevarme contigo.

  Lo único que has de hacer cuando me tengas en tu casa es mirarme con atención con la vista fija en un solo punto para que pueda trabajar contigo en el despertar de la visión caleidoscópica, que se caracteriza por la capacidad de visualizar el contorno de los objetos y la parte de luz que hay en ellos que no se ve a simple vista.

La forma en que me has de tratar es situándome cerca del lugar donde te permites el reposo para que me puedas mirar mientras descansas y así podré actuar en tu aura y abrirte el tercer ojo sin apenas darte cuenta.

  Dentro de mí está también el poder de percibir lo que ocurre a tu alrededor por el desarrollo de la capacidad de percepción extrasensorial, que te lleva a definir el espacio que has de organizar para cada cosa y en este sentido te ayudo a descender a lo más profundo de ti para que tomes conciencia de qué es lo que has de empezar a crear para que le acomodes el espacio que corresponda.

                                                The message of the painting was brought to you by Asunción Chavarri Magaña:  http://www.madredivinaenlatierra.com/

2019 ANAPAZ / Ana Maria Fociuc ALL RIGHTS RESERVED

  • Facebook
  • YouTube
  • Instagram